Connect with us

Comunales

Carabinero de la unidad de Los Vilos denunció a superior por burlarse de su condición sexual

Publicado

el

Un lamentable episodio de discriminación denunció un cabo segundo de carabineros al Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh-Biobío), luego de que la institución en vez de buscar solución a los abusos homofóbicos que padece en manos de un superior, decidiera sancionarlo solo por reportar los atropellos.

Los acosos, según denuncia, se iniciaron entre fines del 2018 y comienzos del 2019 cuando el funcionario fue citado por el capitán de la Subcomisaría de Los Vilos, Felipe Soto Gaillard solo para consultarle si “era verdad lo que andan hablando sobre tu sexualidad”, esto luego de conocerse que el carabinero tenía pareja.

“En la oportunidad, el funcionario no tuvo problemas en reconocer su homosexualidad, sin embargo, él nos indica que tiempo después fue maltratado por Soto Gaillard, al señalar que los “maricones traen mala suerte a la unidad””, señaló la presidenta de Movilh-Biobío, Paola Laporte

El denunciante añadió que en marzo del 2019 se repitió una situación similar, cuando su pareja lo fue a buscar a la subcomisaría de Los Vilos. Sin razón alguna, Soto Guillard volvió a indicar, esta vez mientras atendía público, que “los maricones traen mala suerte”.

Debido a que los superiores del funcionario no escucharon, ni dieron solución al problema que venía planteando, el carabinero denunció los hechos mediante la plataforma de reclamos y sugerencias de la institución.

El 28 de agosto del 2019 el funcionario prestó declaración a la Fiscalía Administrativa de Carabineros, “pero a ésta poco le importó el acoso homófobo. Se concentró principalmente en saber si el funcionario había o no usado el conducto regular para reclamar, concluyendo arbitrariamente que no y decidiendo sancionarlo con 15 días de arresto. Este es el mismo modus operandi que ha afectado a otros policías gays o lesbianas que denuncian homofobia. Es un abuso laboral extremo”, añadió el dirigente del Movilh. Rolando Jiménez.

El funcionario se encuentra en la actualidad con licencia médica a raíz de la profunda depresión que le han provocado estos hechos.

En tal sentido, el Movilh envío hoy una carta a la jefa de DDHH de carabineros, Karina Soza, solicitando que “gestione el cese de toda sanción contra el funcionario, así como la adopción de medidas administrativas contra quienes han vulnerado derechos en razón de su orientación sexual”.

El funcionario vive en Los Ángeles y trabaja en Los Vilos.

Seguir leyendo
Comentarios

Leave a Reply

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Lo más leído